¿Sabías que existen alimentos que dan ‘buen rollo’ o que aumentan el optimismo si se combinan de forma adecuada? Son aquellos que contienen triptófano, un aminoácido esencial a partir del cual se sintetiza la serotonina, un neurotransmisor que produce una sensación de bienestar y relajación. Echa un vistazo a los que te proponemos.

Cereales integrales: aumentan los niveles de serotonina y son aconsejados para el tratamiento de estados depresivos y de ansiedad.
Legumbres: contienen nutrientes que se relacionan con el buen funcionamiento del sistema nervioso y un aporte adecuado de los mismos reduce el decaimiento y mejora el estado de ánimo.
Salmón: pescado azul rico en ácidos grasos omega 3, ácido graso esencial necesario para la síntesis de serotonina que ayuda a aumentar la autoestima y la concentración.
Pollo y pavo: Son fuentes dietéticas de triptófano, aminoácido esencial que solo puede ser ingerido a través de la alimentación y a partir del cual se sintetiza la serotonina, un neurotransmisor que influye determinantemente, entre otros, en el estado de ánimo produciendo sensación de bienestar y relajación, según explica Laura Bilbao Cercós, de Nutralia.
Berros: Reúne propiedades que lo convierten en un aliado del sistema inmunológico.

Alcachofa: contienen inulina, un tipo de fibra prebiótica que favorece la flora intestinal y el bienestar digestivo.
Productos lácteos: tomar un vaso de leche antes de dormir puede ayudar a relajarse y combatir el insomnio.

Piña y plátano: estimulan la producción de serotonina, generando vitalidad.
Chocolate.Cuanto más puro y más oscuro, más sano y más triptófano nos aportará.
Atún: aporta buenas cantidades de selenio, un mineral antioxidante que ayuda a bloquear la acción tóxica de los radicales libres (aceleran el envejecimiento).
Almendras, semillas y frutos secos.
Nueces: aportan omega 3 que, además de ser cardioprotector, es esencial para nuestras neuronas.