H

Hace poco estuvimos tomando un café con una de las Wowers más respetadas de nuestro país y nos confesaba que en cada viaje que hace en moto por el mundo nunca se olvida de llevar unos tacones y, por supuesto, el pintalabios a mano. “Por muy dura que sea la ruta, por mucho polvo que acumule, sigo siendo mujer y me gusta sentir que lo soy”.

No podemos estar más de acuerdo porque es precisamente este espíritu el que nos llevó a crear Woman On Wheels. Por supuesto, hay mucha mujeres que no están de acuerdo con esta forma de ver…

Al menos en parte. Si vas a dar una vuelta en moto el fin de semana puede que el maquillaje o como te queda el pelo cuando te quitas el casco no importe demasiado, pero ¿qué ocurre cuando usas la moto a diario para ir a trabajar? Ahora las cosa cambia, ¿verdad?

En esta ocasión el aspecto es importante y conocer trucos para sacar el máximo partido es algo que nos interesa a todas. Podríamos poner muchos más ejemplos pero estamos seguras de que sabes de lo que hablamos. Somos, por encima de todo, mujeres. Y nos gusta serlo.

Por muy dura que sea la ruta, por mucho polvo que acumule, sigo siendo mujer y me gusta sentir que lo soy